El deporte cubano entre bajas, deserciones e indisciplinas graves

El deporte cubano entre bajas, deserciones e indisciplinas graves (Foto: La Nación)

Definitivamente el año 2013 será recordado en Cuba como una época algo triste y preocupante.

Si bien algunas disciplinas como el boxeo y el béisbol han dado pasos hacia una mejor preparación o motivación de sus atletas con el anuncio de sus futuras presentaciones en eventos como la Serie del Caribe y la Serie Mundial de Boxeo, hay otros dos deportes que siguen arrastrando el lastre de las bajas, deserciones e “indisciplinas graves”.

Y no es que el béisbol no sufra con semejante fenómeno, sino que, dicho en buen cubano, aquí el pelotero “se da a la patá”; los niños nacen con un bate y una pelota en las manos. Que muchos se van, es cierto, pero siempre quedan otros con los que llenar el espacio.

No sucede lo mismo, sin embargo, con el atletismo y el voleibol. Nombres importantes han abandonado la isla en busca de mejores condiciones, ya sean económicas o de índole profesional o personal.

Según nos cuenta Harold Iglesias en el sitio digital Cubasí, el deporte de las multitudes tuvo que lamentar la pérdida en 1997 de 37 de nuestros atletas, mientras que el de la malla alta tuvo su más grande explosión en 2001 cuando la inmensa mayoría del conjunto decidió marcharse.

A ellos se suman este año las sensibles pérdidas de Wilfredo León, líder wilfredo_leon_2indiscutible del equipo de voli masculino, y del pasador Yohandri Díaz, que sucedieron a las de Roberlandy Simón, Yoandry Leal y Raydel Hierrezuelo, pasador titular.

Y qué decir del sexo femenino, categoría de la cual el último recuerdo grato fue el de las espectaculares Morenas del Caribe, luego de que el cuarto lugar olímpico de Beijing 2008 nos dejara sin esa generación de voleibolistas y de cara a las constantes renovaciones de la escuadra nacional.

En el atletismo le dijimos adiós a Dayron Robles, por causas que solo él debe conocer, y ahora lamentamos la sanción impuesta al que pretendía ser su sucesor, Orlando Ortega, que lo imposibilitará de competir en la arena internacional por seis meses.

Este problema pinta serio. Detrás del entrecomillado indisciplina grave se esconden muchas cosas que no se dicen oficialmente pero que ya la gente en la calle cree saber de memoria.

Los que tienen en sus manos la posibilidad de tomar cartas en el asunto, por favor, háganlo. Estamos perdiendo nuestro deporte, y con él se irá nuestra esencia misma. Asumamos la culpa que nos toca.

 

 

 

 

 

Anuncios

Un pensamiento en “El deporte cubano entre bajas, deserciones e indisciplinas graves

  1. “En el atletismo le dijimos adiós a Dayron Robles, por causas que solo él debe conocer” ,,,,,,que lastima de entrada me gusto la frescura del titulo de tu blog aunque lo hayas “fachado” pero veo que al final eres mas de lo mismo así que good bye and never ever

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s